17 sept. 2012

Francisco Jiménez, Enrique de


ENRIQUE DE FRANCISCO JIMÉNEZ

 
Dirigente socialista y diputado. Nacido en Getafe el 1 de mayo de 1878 comenzó su vida laboral como aprendiz de comercio en 1891. Su relación con el movimiento obrero socialista fue también temprana. En 1899 fundó la “Asociación de la Dependencia Mercantil”, integrada en la UGT, que desarrolló una campaña para el reconocimiento del derecho al descanso dominical y creó el semanario “El descanso dominical”. Ese mismo año, el 4 de mayo,  ingresó en la Agrupación Socialista Madrileña.

            El 9 de febrero de 1905 fue iniciado en la Masonería en la logia Ibérica nº 7 con el grado de aprendiz masón. En 1907 participó en la creación de la logia “Montaña” donde ostentó el cargo de “orador”. Enrique de Francisco estuvo ligado a la Masonería a lo largo de toda su vida pero en su expediente masónico, conservado en el Centro Documental de la Memoria Histórica, e iniciado a raíz de la denuncia presentada por Anselmo Plaza Vinuesa, no constan más datos sobre su actividad masónica.

            Desde el punto de vista político señalar que en 1906 era secretario de la Agrupación Socialista de Madrid. Durante la primera década del siglo XX recorrió, como viajante comercial, el norte de España simultaneando su profesión con la de propagandista del socialismo. Su actividad política hizo que fuera despedido de su trabajo y, ante el rechazo patronal, se trasladó a Guipúzcoa.

 En 1910 se casó una eibarresa y se instaló en Tolosa. En la villa papelera, y como parece desprenderse de la correspondencia que mantenía con Pablo Iglesias, su principal objetivo era crear una empresa papelera que suministrase papel a “El Socialista” y al resto de la organización socialista. Pronto intervino en la política local al tomar parte en la formación del Centro Republicano de Tolosa, el 17 de julio de 1910, siendo el principal orador del acto al tener que ausentarse el líder republicano local -Luis Castro Casals- ante el fallecimiento de su padre. En julio de 1911 fundó la Asociación Obrera de Tolosa de la que fue presidente y precedió a la refundación de la agrupación socialista en 1913. Dirigió el periódico socialista “Avante”, órgano de la agrupación socialista local.

Desde el punto de vista laboral Enrique de Francisco, desde su llegada a Tolosa hasta 1912, trabajó en la empresa “Irastorza Hermanos” que cerró ese mismo año. Esa circunstancia hizo que De Francisco montara una empresa de papeles pintados y de impresión. El año 1912 fue un año de capital importancia en la historia obrera de Tolosa y en la vida de Enrique de Francisco. El 1 de agosto de 1912 dio comienzo un conflicto laboral en “La Papelera Española” cuyos obreros designaron a Enrique de Francisco como negociador con la empresa. Ante la imposibilidad de llegar a un acuerdo De Francisco convocó una huelga general para el día 2 de septiembre que supuso una victoria de los trabajadores. En 1916 dirigió una nueva huelga que se extendió del 27 de noviembre de 1916 al 22 de enero de 1917.

En las elecciones municipales celebradas el 14 de noviembre de 1917 fue elegido concejal en Tolosa formando parte de la candidatura republicano-socialista, siendo la primera vez que un socialista lograba representación en el municipio manteniendo una intensa actividad en la corporación que se prolongó durante siete años. En 1917 fue detenido por participar en la huelga general revolucionaria impulsada por el Partido Socialista y en 1919 impulsó la creación del Sindicato Papelero de la Región Vasco Navarra del que fue igualmente dirigente.

Durante los debates sobre la integración del PSOE en la III Internacional se posicionó en contra de esta opción en sintonía con la postura de Pablo Iglesias. Durante la Dictadura de Primo de Rivera se inclinó por la postura de colaboración con el régimen defendida por Largo Caballero, siendo el encargado de defender la postura en el XII Congreso del PSOE. De esta manera se inició una estrecha colaboración con Largo Caballero que se prolongó a lo largo de muchos años. En 1926 dejó Tolosa para instalarse en la localidad guipuzcoana de Eibar, donde fue encargado de la organización comercial del la cooperativa “Alfa” creada por los socialistas eibarreses.
En las elecciones de junio de 1931 fue elegido diputado por Guipúzcoa al formar parte de la candidatura republicano socialista siendo el primer diputado socialista de la historia de Guipúzcoa. A partir de este momento si vida se alejó de Guipúzcoa al trasladarse a Madrid y convertirse en el hombre de confianza de Largo Caballero. En la legislatura constituyente fue vicepresidente de la Comisión Directiva del Grupo Parlamentario Socialista y formó parte de varias comisiones parlamentarias. En 1932 fue nombrado presidente del Consejo de Administración de las Minas de Almadén y Arrayanes dimitiendo en 1932 al ser su cargo incompatible con el de diputado. En las elecciones de 1933 volvió a presentarse como candidato por Guipúzcoa, esta vez en la candidatura del Partido Socialista en solitario, no siendo elegido. En el seno del partido era, desde el congreso de 1932, secretario-tesorero de la Comisión Ejecutiva y formó parte del Comité Revolucionario de 1934, motivo por el que fue encarcelado hasta febrero de 1936.

 En el proceso de radicalización del socialismo español, a consecuencia del fracaso del intento revolucionario de octubre de 1934, se alineó con las tesis caballeristas y presentó la dimisión de sus cargos en el partido en diciembre de 1935 y en 1936 fue elegido secretario de la Agrupación Socialista de Madrid. En las elecciones de febrero de 1936 fue elegido diputado por Madrid. Tras el comienzo de la Guerra Civil, tras la formación del Gobierno de Largo Caballero, fue nombrado presidente de la Junta Nacional de Milicias. Tras la disolución de la misma fue presidente de la Comisión de Compras del Ministerio de Defensa hasta la caída del Gobierno de Largo Caballero en mayo de 1937. Ese año fue nombrado gestor de la Diputación de Madrid y representante de dicha institución en el Banco de Crédito Local.

El 1 de febrero de 1939, poco antes el final de la Guerra Civil, pasó a Francia estableciéndose en Toulouse. El 28 de enero de 1942, mientras se encontraba exiliado en Francia, el Tribunal Regional de Responsabilidades Políticas de Madrid le condenó a una multa de quinientas mil pesetas. Durante la Segunda Guerra Mundial residió en la zona de Vichy hasta la liberación del Mediodía en 1944. En el primer congreso en el exilio del PSOE, celebrado en Toulouse en 1944, fue elegido presidente del partido. Ese mismo año fue nombrado vicepresidente de la UGT. En 1945 fue elegido representante en Francia de la Junta Española de Liberación (JEL), órgano unitario de la oposición del que fueron excluidos negrinistas y comunistas. En el congreso del PSOE de 1946 fue reelegido como presidente del partido y en formó parte del Gobierno de la República en el exilio, como ministro de Economía, entre abril de 1946 y enero de 1947.

En 1948, al imponerse la tesis de Prieto de llegar a un acuerdo con los monárquicos para propiciar la caída del Franquismo, dimitió como presidente del PSOE y se trasladó a México donde mantuvo una postura crítica con la dirección socialista a la vez que se reafirmaba como “caballerista”. Falleció en la capital mexicana el 24 de marzo de 1957.




FUENTES:

Centro Documental de la Memoria Histórica. Sección de Masonería. Expediente de Enrique de Francisco Jiménez (696/14).

 

Archivo Enrique de Francisco. Fundación Pablo Iglesias,


AGIRREAZKUENAGA, Joseba et al.: Diccionario biográfico de los parlamentarios de Vasconia (1876-1939). Vitoria-Gasteiz: Euzko Legelbiltzarra-Palamento Vasco, 2007, vol. II, pp.1101-1108.


MARTIN NAJERA, Aurelio: El grupo parlamentario socialista en la II República. Estructura y funcionamiento. Madrid: Ed. Pablo Iglesias, 2000, pp.1341-1342.

RODRIGUEZ DE CORO, Francisco: “El masón Enrique de Francisco Jiménez, diputado por Guipúzcoa en las constituyentes de 1931”. En FERRER BENIMELLI, José Antonio (Coord.); Masonería, revolución y reacción. Actas del Symposium Internacional de Historia de la Masonería Española. Alicante:, 1989, pp.287-304.


VILLANUEVA TELLERÍA, José María: “Enrique de Francisco Jiménez” en Cien años de socialismo en Tolosa. Tolosa: Agrupación Socialista de Tolosa, 1991, pp.31-66.

 

PB

No hay comentarios:

Publicar un comentario